EscuelaArte_CatalinaOscariz


FACEBOOK

TWITTER

EMAIL

GOOGLE CALENDAR




MÁS INFORMACIÓN




LUGAR DE CELEBRACIÓN

Escuela de Arte Catalina de Oscáriz

FECHA INICIO

01/10/2017

FECHA FIN

31/12/2019

HORARIO

Lunes a viernes: 17:00 a 21:00

MÁS INFORMACIÓN

El Ayuntamiento de Pamplona creó la primera Escuela de Dibujo en 1827. Paralelamente Diputación había inaugurado una cátedra de Matemáticas. Ambas fueron complementarias y compartieron edificio, primero en el nº 80 de la calle Mayor y a partir de 1837, en el antiguo convento de San Francisco.

La Escuela de Artes y Oficios se inauguró en 1873. Ayuntamiento y Diputación decidieron unificar las enseñanzas artísticas fusionando la escuela de dibujo y el nuevo Instituto de Pamplona de Diputación. Su sede se dividió entre el edificio de la antigua Escuela de Comercio, actual sede de Cultura del Gobierno de Navarra y las Escuelas de San Francisco. En estas últimas se impartían asignaturas artísticas como dibujo, talla en yeso o modelado y vaciado. El objetivo principal de la Escuela de Artes y Oficios fue impulsar el espíritu artístico e industrial contribuyendo al fomento del interés por el arte en general y al desarrollo de ciertos sectores profesionales.

En 1890 el centro inició una nueva época al ser trasladado al edificio de la Alhondiga. Allí vivió un momento de esplendor con reputados profesores y una gran calidad en las enseñanzas. Se formaba en Carpintería, Cerrajería, Ebanistería, trabajo en madera y piedra y Corte y Confección. El alumnado provenía de diferentes puntos de Navarra y España. Sin embargo en 1917 Diputación abandona su tutela abriéndose un periodo de grandes dificultades.

Tras la guerra civil, la escuela, a pesar de las circunstancias, siguió activa y mantuvo su presencia en la vida local mediante exposiciones anuales denominadas “Feria del Arte”. Durante los años cuarenta, cada mes de julio, en el salón de actos se mostraban trabajos artesanía, artes industriales, fotografía y pintura. De la mano de un profesorado con artistas como Muro Urriza, Luis Andreu, Martinez Torres y sobre todo Gerardo Sacristán iniciaron su formación Elías Garralda, Pablo Goñi, Jesús Lasterra, Gloría Ferrer, Ignacio Cía, Javier Viscarret, Salvador Beunza, Francisco Buldain, Jose Antonio Eslava o Pedro Manterola.

Cuando en 1947 el Estado crea las enseñanzas de Formación Profesional la escuela al no ser incluida en estas, mantuvo su estatus como Centro Municipal. Desde los años cincuenta añadió además a su oferta educativa la formación en cerámica.

Como en 1965 el edificio de la Alhondiga es derribado el centro se traslada de nuevo a las escuelas de San Francisco y a la calle Compañía por falta de espacio. La inexistencia en Pamplona de centros específicos de disciplinas artísticas la convirtió en un espacio donde daban sus primeros pasos artistas de todos conocidos: Juan José Aquerreta, también futuro profesor hasta 2012, Pello Azqueta, Isabel Ibañez, Patxi Idoate, Joaquín Ilundain, Javier Morrás, Pedro Osés, Joaquin Resano, Mariano Royo, Alfredo Sada, Pedro Salaberri, Javier Zudaire…todos ellos de la mano de profesores como Salvador Beunza, Jose María Ascunce e Isabel Baquedano.

Sin embargo era necesario adaptarse a las nuevas demandas sociales. La puesta al día pasó, en primer lugar, por el cambio de nombre. En 1969 y por decreto ley, se denominó Escuela Municipal de Artes Aplicadas y Oficios Artísticos. Y en segundo lugar, en 1972, con el nuevo emplazamiento en la sede definitiva de la calle Amaya. El nuevo centro ofertaba, simultáneamente, las Formaciones Profesionales de Cerámica y Decoración de Interiores, dependientes del Estado y los Cursos Monográficos del Ayuntamiento: Dibujo, Pintura, Decoración del Hogar, Lengua Francesa, Mecanografía y Contabilidad.

La reforma educativa de la LOGSE de 1990 y sus consecuencias terminaron con esta larga y fructífera convivencia. En el año 2003 el departamento de Educación del Gobierno de Navarra y el Área, entonces, de Educación, Juventud y Deporte del Ayuntamiento de Pamplona decidieron trasladar los cursos Monográficos de la Escuela de Artes Aplicadas y Oficios Artísticos, hoy Escuela de Arte, a las Escuelas de José Vila (C/ Parque Tomás Caballero. Pamplona)

Desde entonces han transcurrido catorce años en el nuevo centro con un nuevo nombre, Escuela Municipal de Artes y Oficios Catalina de Oscáriz, una pequeña biblioteca, exposiciones cada cuatro años…y lo más importante, el sostenimiento de los cursos monográficos de dibujo y pintura y la creación de los talleres trimestrales.